25 de febrero de 2013

EXPERIENCIA EBRO

Con más ilusión que experiencia partimos el pasado 1 de octubre rumbo al río Ebro en busca de siluros. En mente teníamos también las grandes carpas que allí habitan y que en anteriores ocasiones ya habíamos cogido. Ibamos hasta arriba de trastos, la comidad es fundamental para pasar una semana en el campo.




Al llegar, elegimos el lugar, que más o menos ya teníamos visto de ocasiones anteriores. Tras un gran cebado y de preparar el campamento base, comenzamos a preparar los montajes. No tenemos una gran experciencia en ello, por lo que fuimos probando hasta que dimos con la tecla. Gracias a edu que nos deleito con unas clases de montajes, que fueron clave más tarde.



La primera en aparecer fue una buena carpa de 17 kilos. No empezaba mal la cosa. Más tarde, dos picadas de siluros no dieron mucho que pensar, nos fundieron la bobina de 200m sin poder pararlos, los equipo de carpfishing estaban al limite, sobrados para la carpa, pero para esas picadas no estabamos preparados. Tuvimos que meter más metros a todos los carretes. 





Las carpas, picaban genial a los boilies de cangrejos, nuestros vecinos ingleses se hinchaban. Mucho ayudaba la barca que tenían para lanzar las cañas. Nosotros con los dos patos y como tiraba el río... lanzabamos las cañas una vez por la mañana y otra por la tarde. Ellos las tiraban en cada picada que tenían. Como vimos fue un factor fundamental a la hora del número de capturas, pero no así en su calidad.

Al tercer día salió el gigante, Eusebio clavo un siluro de 2,26 metros. Acabo reventado tras la lucha, el equipo carpfishing de Edu se porto como un campeón, cierto es que fue al limite o algo más que al mismo limite, costaba horrores sujetar al siluro en sus tirones, pero al final nos hicimos con él. El objetivo de sacar un pez de unos 40kg estaba más que superado!! Por no decir que estaba doblado!! Me sorprendio la capacidad de recuperación del siluro, tras la lucha y la sesión de fotos, en cuanto le pusimos en el agua de nuevo, se comenzo a recuperar y se fue facilmente.



Al día siguiente fue Antonio el que tuvo suerte, clavo otro siluro de 2,21 metros. Vaya lucha, si el primero fue espectacular, este tenía mucha mas fuerza y encima tiro río abajo desde el primer momento. El equipo daba el máximo, hubo momentos de tensión porque pensabamos que llegaba a los arboles que se veían a los lejos, cerca estuvo.





Entre ellos, las carpas seguían saliendo, desde 12 a 19 kilos, nos hubiera gustado superar la barrera de los 20kg. Pero bueno, habrá que esperar para la próxima sesión.







Por supuesto, todas las capturas fueron devueltas al agua vivas tras la foto.

Agradecer a todos los componentes del grupo la semana fantástica que pasamos, donde las comidas fueron expectacular, el tiempo acompaño y la pesca a pesar de nuestra escasa experiencia, también lo hizo. Allí dejamos a los ingleses, que llevaban una semana cuando llegamos nosotros y al marcharnos nos dijeron, hasta que no cojamos uno tan grande como vosotros no nos vamos. ¿Seguirán allí?

Espero que disfrutéis del video y las fotos.

Los Enreda,
Carpfishing Team





















0 comentarios:

Publicar un comentario

 
Design by Free WordPress Themes | Bloggerized by Lasantha - Premium Blogger Themes | Hot Sonakshi Sinha, Car Price in India